jueves, 9 de mayo de 2013

Regreso al futuro (Texto comparativo)

Se han producido grandes cambios y diferencias en las tres últimas generaciones. Vamos a tratar este tema viéndolo desde diferentes perspectivas.

-Entretenimiento:
Nuestros abuelos y padres se han pasado la vida jugando en la calle pero nosotros hemos estado un poco más guardados, porque ya vinieron las videoconsolas.
La primera generación, la de los abuelos, se divertían con sus propios juegos, los que hacían ellos: las chapas, la rayuela, las tabas… Pero también jugaban al escondite, a la comba… Las chicas solían jugar a las “cocinitas”, o a ser peluqueras. Nuestros padres en la calle también jugaban a los juegos de sus padres, a las tabas, a la rayuela, al pilla-pilla... pero vinieron las muñecas, el Scalextric, los juegos reunidos y se quedaban más en casa. Luego llegamos nosotros que estamos en casa casi todos los días por culpa de las videoconsolas. Las diferencias de los juegos de los chicos son que la primera generación jugaba a las canicas , luego se fue modernizando un poco a las chapas y más tarde empezaron a jugar con los micro machines (nunca se separaban del suelo), pero las chicas no han cambiado mucho sus juegos, porque a las cocinitas, a papás y a mamás y a las peluqueras siempre se ha jugado.

-Música:
Nuestros abuelos lo que más escuchaban eran canciones populares y folclore, la copla… Los conciertos se solían celebrar en salas de baile y tablaos flamencos. Los padres mantienen el flamenco y las rumbas pero ya escuchaban música pop, rock y heavy. Los cantantes más conocidos eran Alaska, Leño, Los Secretos, Nacha Pop, The Rolling Stones, The Beatles, Mecano, Miguel Ríos, Los Pecos, etc; y los conciertos se celebraban en campos de fútbol pequeños y en teatros. Nosotros escuchábamos más Hannah Montanna, Selena Gómez, María Isabel, y crecimos con David Bustamante, David Bisbal, Chenoa; en fin, muchos de la primera edición de Operación Triunfo; aunque también escuchábamos música de nuestros padres como Mecano o The Beatles. Los conciertos se hacen en campos de fútbol de equipos, en el Palacio de los Deportes, en teatros más grandes…

-Televisión/radio:
Tras realizar una entrevista a personas cercanas de distintas generaciones, pudimos comprobar que la televisión y la radio van mejorando cada vez más.
Podemos observar que en la 1ª generación, solo se escuchaban programas de radio determinados y la mayoría de la gente no tenía radio. Además, no existía la televisión. Esto comparándolo con las dos generaciones posteriores mejora considerablemente, pues en la 2ª generación, ya existía la televisión, aunque esta era en blanco y negro y solo tenía dos canales, cuya emisión terminaba a medianoche. Había programas como Aplauso ,en el cual, había actuaciones en directo. También había programas más dirigidos al público infantil, como los Chiripitifláuticos, Un, dos, tres, Un globo, dos globos, tres globos y Los Payasos de la Tele. Si avanzamos unos pocos años podemos observar que el número de emisoras de radio y canales televisivos aumenta considerablemente. Se hallan emisoras de radio como Europa Fm, Los 40 Principales, Kiss Fm, Cadena Dial o Cadena 100; y canales de televisión como La 1, La 2, Antena 3, Cuatro, Telecinco, La Sexta...  La gente  ve diversos programas como Sálvame, el telediario o Punto Pelota y series como The Big Bang Theory, Dos hombres y medio, Cómo conocí a vuestra madre, La que se avecina o Modern Family. Cuando la 3ª generación era más pequeña, veían programas y series como El Conciertazo, Rollie, Pollie, Ollie, los Teletubbies o Barrio Sésamo. Los personajes más famosos de las distintas épocas que cabe destacar son, de la primera generación, actores como Marilyn Monroe, Elizabeth Taylor, Paul Newman, James Stewart o Audrey Hepburn entre otros, además de cantantes como Antonio Machín. De la segunda generación cabe destacar a Camilo Sesto, Tom Cruise, Carrie Fisher y Miguel Bosé. De la actualidad podríamos destacar a los actores de algunas de las mejores películas de nuestra época, como Robert Pattinson, Emma Watson, Logan Lerman, Kristen Stewart o Josh Hutcherson, y cantantes como One Direction, Katy Perry o Rihanna, además de presentadores como Anne Igartiburu, Pablo Motos o Matías Prats.

-Cine:
El cine, como otros campos y áreas, ha ido mejorando a lo largo del tiempo, desde Georges Méliès, el padre del cine moderno, hasta nuestros días. Gracias a diversas entrevistas realizadas a distintas generaciones, pudimos observar las diferencias y mejoras que se producen entre cada generación. Hablando con la generación de nuestros abuelos, descubrimos que el cine en su época sólo se podía ver en las salas cinematográficas, pues la televisión no fue inventada hasta que la primera generación era más mayor. Además, era en blanco y negro. Una de las personas mayores que fueron entrevistadas nos contó que en su colegio, los sábados proyectaban películas y se podía acudir a verlas, ya que en aquella época, los colegios estaban siempre abiertos. Algunas de las películas dirigidas al público infantil más conocidas son Blancanieves y los Siete Enanitos, además del ratón Mickey.

Si avanzamos una generación más, descubrimos que las películas ya eran a color, y que estas se proyectaban en los cines, cuyas pantallas eran gigantes, más grandes aún que las actuales, y que existían los programas de sesión doble. Algunas películas infantiles destacables de esta época son Bambi, Robin Hood, Los Aristogatos y el Libro de la Selva, todas ellas de Walt Disney Studios. Si avanzamos aún más otra generación  en el tiempo, nos daremos cuenta de que las películas no sólo se proyectan en el cine, sino que también se pueden ver en casa, mediante un DVD o un reproductor Blu-ray. En comparación con la generación anterior, las pantallas del cine reducen su tamaño, y se produce el invento de las películas en 3D, que nos permiten ver las películas y introducirnos en ellas más que nunca. Unas películas infantiles que cabe destacar son El Rey León, Cars, La Sirenita, Nemo, Monstruos S.A. o Shrek.

Si volvemos atrás en el tiempo hasta la primera generación, descubrimos que las películas de esa época forman parte de los clásicos del cine y no tenían casi efectos especiales. Algunas de estas películas eran La gata sobre el tejado de zinc, Mujercitas, La costilla de Adán o el Príncipe y la Corista. Al avanzar hacia la generación de nuestros padres nos damos cuenta de que las películas contienen numerosos efectos especiales. Cabe destacar Star Wars, Indiana Jones, E.T. o Grease y actores como Tom Cruise, Harrison Ford, Carrie Fisher o directores como George Lucas o Steven Spielberg. Si llegamos hasta nuestra generación, observaremos que los efectos especiales mejoran mucho más, y de estas películas podemos destacar Avatar, La Saga Crepúsculo, Harry Potter, Pearl Harbor, Los Juegos del Hambre  con actores como Josh Hutcherson,Ben Affleck, Taylor Lautner, Robert Pattinson, Mario Casas o Jennifer Lawrence.

-Lenguaje:
En cuanto al lenguaje, si hablamos de la primera generación, del pasado, se hablaba muy adecuadamente, de forma muy respetuosa, y, además, a la escritura y al lenguaje se le ponía mucho interés; las palabras que podían insultar o herir a alguien estaban totalmente prohibidas. Al pasar a la segunda generación empeoran un poco, y a veces se decían insultos, pero se decían por imitación sobre todo; y ya si pasamos a la última generación, es decir, la tercera, la forma de hablar se vuelve a empeorar, no se trata de usted a casi nadie, exceptuando desconocidos, mientras que en las anteriores generaciones, aparte de a los desconocidos, a los profesores también se les trataba de usted.
En el aspecto de refranes, no cambia mucho, destacan los populares como: “En abril, aguas mil” ; “El que se fue a Sevilla perdió su silla”; “Santa Rita Rita, lo que se da no se quita; etc.
La jerga juvenil que más llama la atención es la de la segunda generación, ya que ni en la primera ni en la tercera destacan palabras especiales, pero en la segunda se usaba: “tronco”; “colega”; “pasote”; “guay”; “guay del Paraguay”; “chachi piruli”; “qué marrón”; “qué chungo”;  etc. Y por decir alguna palabra de cada jerga juvenil, se podría destacar de la primera generación (los abuelos): “Matracas”, que así era como llamaban a las Matemáticas; y de la tercera generación: “tío”, que es así como se llaman entre amigos los jóvenes; aunque también podríamos mencionar numerosas palabras referidas a las nuevas tecnologías, que la mayoría son extranjerismos, como “tablet”, “smartphone”, “chat“ y el verbo “chatear”...




-Costumbres y tradiciones:
Costumbres y tradiciones en la primera generación eran las procesiones en los pueblos, o en navidades reunirse toda la familia en una casa. Además, las bodas, bautizos y comuniones solían ser más simples y sencillas, debido a que en la época de la posguerra, no había mucho dinero. También estaba la costumbre en la Comunidad de Madrid de ir a la ermita de San Isidro el 15 de mayo vestidos de chulapa y chulapo, costumbres que hoy en día se empiezan a perder. Se acudía todos los domingos a misa y la gente era mucho más estricta en cuanto a lo que religión se refiere.
En la segunda generación alguna tradición típica era ir a comer todos los fines de semana con familiares, celebraciones de cumpleaños o fiestas escolares. Y en la tercera, se reduce mucho el número de costumbres y tradiciones, es decir, se van perdiendo. En el presente se celebran menos reuniones familiares que hace dos generaciones, donde estas eran muy frecuentes. Se acude a celebraciones de cumpleaños, bautizos, comuniones, bodas, Navidad, Nochebuena, Año Nuevo, etc. Básicamente, la familia se reúne sólo para celebrar eventos importantes.




-Vida diaria:
La vida diaria en la primera generación era muy diferente a la de hoy, debido a que las mujeres únicamente realizaban las tareas del hogar y las que vivían en el campo, se dedicaban a la agricultura. Los jóvenes iban al colegio o simplemente se quedaban en casa ayudando a sus madres, o acudían en busca de trabajo para hacer una aportación económica a su familia para ayudar a sacar la familia adelante. Las madres enseñaban a sus hijas a coser, a tejer, a hacer prendas, etc.
Los hombres tenían su propio trabajo en ciudades o en los pueblos. Algunos no tenían un trabajo fijo, sino que trabajaban en terrenos que les pertenecían y los cultivaban, para más tarde vender los productos en mercadillos para así poder ganar algo de dinero. Había pocas comodidades en la casa. Algunas de ellas eran el agua caliente, la calefacción, el horno de leña y una especie de nevera en la que se ponían barras de hielo. La lavadora no existía y la ropa se lavaba a mano.
Siguiendo con la segunda generación, los jóvenes solían salir con sus amigos, iban al colegio, aprendían las tareas de la casa. También solían jugar a juegos de mesa o practicaban deportes y juegos o actividades de exterior. El papel de la mujer se centraba en dedicarse a los cuidados y labores de la casa, pero en diferencia con la primera generación, existen maquinarias y productos que les facilita el trabajo. Las mujeres empiezan a introducirse en el mundo del trabajo y se empieza a reducir la diferencia entre estas y los hombres. Existían comodidades en la casa como la nevera moderna, el horno, el lavavajillas, la televisión, que supuso una revolución en el mundo de la tecnología; la radio y la tostadora.
En la tercera generación, la vida cotidiana de los jóvenes se basa en ir al colegio todas las semanas, de lunes a viernes; los fines de semana se dedican a quedar con los amigos, con la familia, y a jugar con videoconsolas en sus casas. Las mujeres tienen un papel diferente, ya que tanto el hombre como la mujer trabajan de forma equitativa fuera de casa; y en las labores del hogar ocurre lo mismo, el hombre también se encarga de estas. Se introducen muchas más comodidades en el hogar como el microondas, el congelador, la televisión, el ordenador, videoconsolas, etc.


Gracias a este proyecto, nos podemos fijar en todas las diferencias, en las mejoras en distintos años y en las distintas generaciones. La música, los juegos, la televisión, la radio, el cine, las costumbres, la vida diaria, etc; han ido mejorando a lo largo de los años debido a los grandes avances tecnológicos ocurridos a lo largo del siglo XX y principios del siglo XXI y que han cambiado y mejorado radicalmente nuestra vida.